6 de septiembre de 2011

 22:08         No comments
Foto realizada por mí

   Aunque lo parezca, no lo es, octubre no es un mes cualquiera. Con el bronceado casi perdido y algunos recuerdos que perduran del ajetreado verano vivido, llega él. Mes otoñal por excelencia, donde los atardeceres tiñen los cielos de rojo. Con su llegada, los vientos sures en ésta tierra, hacen su presencia y los bosques se cubren con un manto espectacular, lleno de colorido, dando un aspecto agradable, invitando con ello a disfrutar con sus días. Como si de un desfile de moda se tratara, los árboles exhiben sus mejores colores para la ocasión, llenando el bosque con sus tonos, en ese entorno, es como si te transportara hacía otro lugar, irreal y bello.
   Mi nacimiento, en un pueblo con mar, no puedo omitir hacer referencia a ella. Ella que tantas alegrías me ha dado, que tantas horas hemos y estamos pasando juntos. No solamente en octubre adquiere ese aspecto de una mar brava como es habitual en ella, sino que debido a los sures citados anteriormente, el color del agua y su calma, la hacen ideal para sentarse en sus rocas a contemplarla.
Sobre octubre, éste mi mes cuasi favorito todavía tengo algunas cosas más que deciros, en breve seguiré con unos pequeños relatos relacionados con él.

0 comentarios:

Sígueme

  • Algunas cosas directamente a tu e-mail

  • O suscríbete por otras vías:RSS

Frase del día

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.

Últimos comentarios

pellón - 2015. Con la tecnología de Blogger.

Fotos Flickr

Roy Tanck's Flickr Widget requires Flash Player 9 or better.

Get this widget at roytanck.com

Agregar a favoritos

Add to Technorati Favorites